Placas solares en comunidades de vecinos: guía definitiva para propietarios y administradores de fincas

Tabla de contenidos

Eres administrador de fincas o vives en un edificio comunitario y estás valorando instalar placas solares en tu comunidad de vecinos.

El sector de las energías renovables está en alza.

Pero ¿es tan bueno y rentable como dicen?

Como propietario, estás cansado de pagar facturas de luz astronómicas.

Como gestor de comunidades, te preocupa el aumento de vecinos morosos. En parte, debido al gasto energético en el edificio que no deja de crecer.

Bien.

El autoconsumo compartido es una solución viable para acabar con esa sangría de gastos.

En este texto te vamos a dar toda la información necesaria para decidir.

Entre otras cosas hablaremos de: qué es el autoconsumo colectivo, cuánto cuesta, cómo se reparte la energía, cómo se gestionan los excedentes y mucho más.

 

¿Qué es el autoconsumo colectivo?

El autoconsumo colectivo es una forma de generar y consumir energía eléctrica donde varios consumidores -en este caso las comunidades de vecinos- comparten una instalación solar fotovoltaica.

A través de esta instalación, los vecinos pueden aprovechar la energía generada por las placas solares para cubrir parte o la totalidad de sus necesidades energéticas.

En una comunidad de vecinos, el funcionamiento del autoconsumo colectivo implica la instalación de un sistema de placas solares en la azotea o fachada del edificio, que genera electricidad a partir de la radiación solar.

Esta energía generada se distribuye entre los diferentes pisos y viviendas para su uso de forma compartida.

La energía solar generada por las placas solares se utiliza directamente en los consumos de la comunidad, pero también en las propias viviendas.

Reduciendo así la dependencia de la red eléctrica convencional.

De esta manera, los vecinos pueden ahorrar en su factura eléctrica al reducir el consumo de energía externa y aprovechar la energía solar gratuita y renovable.

 

¿Cómo funciona una instalación de paneles solares en una comunidad de vecinos?

La instalación de autoconsumo colectivo cuenta con un sistema de medición que registra la energía generada por las placas solares y la energía consumida por los vecinos.

Esto permite realizar un reparto equitativo de la energía y conocer el consumo individual de cada vivienda dentro de la comunidad.

Además, el sistema de autoconsumo compartido debe estar conectado a la red eléctrica, lo que permite la venta de excedentes de energía generados por las placas solares a la compañía eléctrica.

De esta manera, la comunidad puede obtener ingresos adicionales por la energía no utilizada.

Además, es necesario estar conectado a la red para asegurar el suministro de energía en cualquier época del año.

Más abajo hablaremos de esto más en detalle.

 

Precio paneles solares en un edificio

El precio de una instalación de placas solares en una comunidad de vecinos suele rondar los 15.000€.

Ahora bien, hay muchos factores a tener en cuenta para saber el precio para una comunidad en concreto:

  • El uso que quieres darle a la instalación: sólo viviendas, sólo zonas comunes viviendas o viviendas y zonas comunes.
  • El número de viviendas: cuantas más viviendas, más rentable será.
  • Zonas comunes donde se quiera utilizar la energía: pasillos/escaleras, ascensor, garaje, piscina.
  • La zona geográfica donde se ubica el edificio.
  • La superficie disponible en la comunidad de vecinos para colocar las placas solares.
  • La cantidad de energía que se desea generar.
  • Los equipos adicionales necesarios, como inversores y baterías
  • Conocer el comportamiento energético de los vecinos: en qué horarios se consume más energía. Para ello lo ideal es monitorizar el consumo antes de hacer la instalación.
  • También es necesario saber cuál es el consumo anual de cada vecino y también de la comunidad.
  • Otros gastos asociados, como: el coste de la mano de obra, los permisos y trámites legales, y los posibles costes de mantenimiento a lo largo del tiempo.

Ejemplo de precio de placas solares comunidades de vecinos

Vamos a ver un ejemplo práctico de precio de una instalación de autoconsumo compartido.

Datos de partida:

  • Edificio con 28 viviendas
  • Zona climática D (Madrid)
  • Producción FV (kWh/kWp) 600
  • Coste de electricidad(€/kWh) 0,18€
  • Subvención 35%
 
100% autosuficiente
  Autoconsumo
para zonas comunes
Autoconsumo
colectivo viviendas
Autoconsumo
colectivo y zonas comunes
Gasto anual 7.560 € 15.150 € 22.680 €
Potenica fotovoltaica necesaria (kWp) 31,5 63,00 94.50
Coste de la instalación 42.525 € 63.000 € 85.050 €

Ahorro Anual

7.560 € 15.150 € 22.680 €
Subvención orientativa 15.750 € 31.500 € 47.250 €
Amorticazión con subvención (Años) 3,5 2,08 2,08
Amorticazión sin subvención (Años) 5,6 1,17 4,17
70% autosuficiente
  Autoconsumo
para zonas comunes
Autoconsumo
colectivo viviendas
Autoconsumo
colectivo y zonas comunes
Gasto anual 7.560 € 15.150 € 22.680 €
Potenica fotovoltaica necesaria (kWp) 22,5 44,10 66,15
Coste de la instalación 29.758 € 52.038 € 66.150 €

Ahorro Anual

5.292 € 10.584 € 15.876 €
Subvención orientativa 11.052 € 22.050 € 33.075 €
Amorticazión con subvención (Años) 3,5 2,83 2,08
Amorticazión sin subvención (Años) 5,6 4.92 4,17

¿Cómo se reparte la energía en una instalación de autoconsumo compartido?

En el contexto de instalaciones de autoconsumo compartido, el reparto equitativo de energía juega un papel fundamental.

Sobre todo en el caso en que el uso de la instalación se destine a las viviendas.

El objetivo principal del reparto de energía en estas instalaciones es garantizar que cada propietario reciba su parte justa de la energía generada por el sistema solar.

Esto implica un proceso cuidadoso de medición y reparto en base a diferentes parámetros, como el consumo histórico de cada hogar o la superficie panelable disponible para su instalación.

Y todo debe quedar registrado en el acta de la junta de la comunidad de propietarios.

Para llevar a cabo un reparto eficiente y equitativo, es necesario contar con un sistema de medición individual para cada vivienda.

Estos sistemas registran la cantidad de energía consumida por cada hogar.

Lo que permite calcular la cantidad de energía generada por las placas solares que corresponde a cada propietario.

Además, es importante tener en cuenta las variaciones estacionales y diarias en la generación de energía solar.

Durante los periodos de mayor producción, es posible que se genere una mayor cantidad de energía de la que se consume en ese momento.

En este caso, existen diferentes opciones para garantizar que estos excedentes sean aprovechados de manera efectiva.

  • Autoconsumo instantáneo: Los excedentes de energía se consumen directamente en tiempo real en el edificio, reduciendo así la necesidad de importar energía de la red.
  • Almacenamiento en baterías: La energía sobrante se almacena en baterías para su uso posterior cuando la producción sea menor, evitando la pérdida de energía y maximizando el autoconsumo.
  • Compensación de excedentes: En algunos casos, los excedentes pueden ser inyectados a la red eléctrica, generando un ingreso económico para la comunidad de vecinos a través de mecanismos de compensación.

El reparto de energía en instalaciones de autoconsumo compartido no solo promueve la justicia energética entre los vecinos, sino que también fomenta la eficiencia y sostenibilidad del sistema.

Al optimizar el consumo interno en la comunidad, se reduce la dependencia de fuentes energéticas convencionales y se contribuye a la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero.

¿Cómo se compensan los excedentes en el autoconsumo colectivo?

En el contexto del autoconsumo colectivo mediante placas solares en comunidades de vecinos, una cuestión importante a considerar es la compensación de excedentes de energía generada.

Esta compensación se refiere a:

  • La manera en que se gestionan los excedentes de energía producida por la instalación solar
  • Cómo se distribuyen entre los diferentes usuarios de la comunidad.

La compensación de excedentes se basa en el concepto de balance neto.

Este concepto permite que la energía sobrante generada por las placas solares sea inyectada a la red eléctrica y posteriormente descontada de la factura de consumo de cada propietario.

Esto significa que los vecinos que conforman la comunidad pueden aprovechar la energía extra generada por la instalación y reducir así sus costos energéticos.

Para que la compensación de excedentes sea posible, es necesario contar con un contador bidireccional, que registra:

  • La energía consumida de la red eléctrica.
  • La energía inyectada a la red desde la instalación solar.

Este dispositivo permite llevar un control preciso de los flujos de energía y garantiza que cada propietario reciba el crédito correspondiente por los excedentes generados.

La compensación de excedentes en el autoconsumo colectivo ofrece diversos beneficios para la comunidad de vecinos:

  • Permite maximizar la eficiencia energética al aprovechar al máximo la energía generada por las placas solares y reducir así la dependencia de la red eléctrica convencional.
  • Proporciona un ahorro económico significativo, ya que los vecinos pueden obtener créditos por la energía excedente y reducir sus facturas de electricidad.

¿Cómo se realiza la facturación en un sistema de autoconsumo con excedentes?

A nivel de facturación, se pueden dar estas tres situaciones:

  • Que no consumas nada de la red: en ese caso tu consumo es 0 y solo pagarías los costes fijos de tu contrato con la compañía eléctrica.
  • Que consumas más kWh de los que te tocan: si no te llega la energía de la instalación de autoconsumo, tendrás que coger la energía que te falta de la red de tu comercializadora. En este caso, te la facturarán descontando la que hayas vertido en otros momentos del día.
  • Que consumas menos de lo que produces: si viertes más energía a la red de la que consumes te puedes quedar con energía sin compensar, al no haber suficiente consumo para hacer el descuento.

Debes tener claro algo.

Cuanta más energía autoproducida consumas, más rentable será la instalación de autoconsumo colectivo.

Esto es así porque cada kWh autogenerado tiene un valor superior que si es compensado como excedente.

Para que te hagas una idea, la electricidad que compras a la compañía eléctrica te cuesta tres veces más de lo que te pagan si la vendes.

Requisitos para poner placas solares en comunidades de propietarios

Existe una serie de requerimientos que deben cumplir tanto los propietarios de la comunidad, como la empresa instaladora.

Requisitos de los propietarios

Los propietarios deben cumplir los siguientes requisitos para poder hacer la instalación:

Requisitos de ubicación:

  • Debe haber espacio suficiente para instalar las placas solares en la comunidad.
  • Las placas deben estar ubicadas en una zona de muchas horas de exposición al sol.
  • Debe existir un rango de separación máximo de 500 metros (en proyección ortogonal) entre la vivienda/bloque y la instalación fotovoltaica.

Requisitos técnicos:

  • La conexión debe ser al mismo centro de transformación de baja tensión (BT).
  • Las instalaciones generadoras asociadas a los consumidores deben estar conectadas a la red interior de los consumidores o unidas a través de líneas directas.
  • Comprobar que la instalación cumple los requisitos de calidad y seguridad industrial aplicables y que no existe impedimento legal en el emplazamiento escogido.

Otros requisitos:

  • Todos los propietarios deben haber firmado el mismo acuerdo con la distribuidora.
  • Todos los propietarios deben coincidir con los mismos catorce dígitos de la referencia catastral.
  • Deben estar de acuerdo un 33% o una tercera parte de los vecinos. Además, deben representar el 33% de las cuotas de participación.
  • El acuerdo debe quedar recogido en acta de Junta de Propietarios.

Requisitos de la empresa instaladora

La empresa instaladora debe cumplir con lo siguiente:

  • Informar a los vecinos de todos los pasos del proyecto, con descripciones detalladas).
  • Explicar con detalle la duración de la garantía. Lo recomendable es que, tanto ambas: producto y producción, tengan una garantía de 25 años o más.
  • Indicar el plan de mantenimiento y los costes del mismo.
  • Mostrar referencias de trabajos realizados.

Normativa de placas solares en comunidades de vecinos

La instalación de placas solares en comunidades de vecinos es una decisión importante, que requiere tener en cuenta varias consideraciones legales antes de llevar a cabo el proyecto.

A continuación, se detallan los aspectos normativos y los requisitos necesarios para cumplir con la legislación vigente.

Normativa y Regulaciones Aplicables

Existen diferentes leyes y normativas que regulan la instalación de placas solares en comunidades de vecinos.

Es fundamental conocer y cumplir con estas disposiciones legales para evitar posibles sanciones y garantizar el correcto funcionamiento del sistema de energía solar.

Real Decreto 244/2019

 

Una de las principales regulaciones es el Real Decreto 244/2019, que establece las condiciones administrativas, técnicas y económicas del autoconsumo de energía eléctrica.

Esta normativa establece los requisitos para el autoconsumo colectivo y detalla los procedimientos de conexión a la red eléctrica.

Este RD también detalla otros puntos importantes como:

  • Que no hay un impuesto al Sol: de modo que todas las personas tienen el derecho al autoconsumo sin necesidad de pagos extra.
  • Se establecen tres modalidades de autoconsumo: sin excedentes, con excedentes acogida a compensación, con excedentes no acogida a compensación.
  • Se simplifican los trámites para la instalación de placas fotovoltaicas.

Ley de Propiedad Horizontal

Una instalación de este tipo implica “una alteración de un elemento común”, según recoge el artículo 396 del Código Civil y el artículo 17.1 de la Ley de Propiedad Horizontal.

No obstante, siempre que se cumpla con la normativa, no hay ningún problema para realizar la instalación.

Regulaciones municipales y autonómicas

Por último, es importante tener en cuenta las regulaciones municipales y autonómicas que puedan aplicarse en cada caso.

Requisitos y Trámites para la Instalación

En cuanto a los requisitos y trámites -como hemos indicado más arriba- es necesario contar con el consentimiento de la comunidad de propietarios.

Es imprescindible convocar una reunión en la que se presente el proyecto de instalación de placas solares y se obtenga la aprobación de la mayoría de los vecinos.

Además, es recomendable realizar un estudio técnico para determinar la viabilidad de la instalación, teniendo en cuenta aspectos como:

  • La inclinación del tejado
  • La orientación del edificio
  • La capacidad de carga estructural

Este estudio permitirá dimensionar correctamente el sistema de placas solares y garantizar su eficiencia.

Una vez obtenido el consentimiento de la comunidad y realizado el estudio técnico, se deben llevar a cabo los trámites administrativos necesarios.

Esto incluye la solicitud de permisos y autorizaciones a la compañía eléctrica y la presentación de la documentación requerida por las instituciones competentes.

¿Qué permisos se necesitan para instalar paneles solares?

Este es el resumen de los permisos y trámites necesarios para instalar placas solares en comunidades de vecinos:

  • Diseño de la instalación fotovoltaica
  • Permisos de acceso y conexión a la red
  • Licencia de obra e impuestos locales
  • Autorización administrativa previa y de construcción
  • Autorización ambiental
  • Certificados de la instalación y fin de obra
  • Inspección inicial e inspecciones periódicas
  • Registro de la instalación en el Ministerio de Industria

Además, serán necesarios los siguientes contratos:

  • Suministro de energía para servicios auxiliares
  • Acceso para la instalación de autoconsumo
  • Compensación de excedentes
  • Representación

Es importante destacar que contar con el asesoramiento de profesionales especializados en energía solar es fundamental para garantizar el cumplimiento de los requisitos y trámites necesarios.

Así como para asegurar una instalación segura y eficiente.

Envoltia es una empresa instaladora con experiencia y numerosos proyectos realizados con éxito.

Solicita una asesoría gratuita y conseguirás mayor claridad.

Ayudas y subvenciones

Las comunidades de propietarios que deseen instalar placas solares en sus edificios pueden beneficiarse de:

  • Ayudas
  • Subvenciones
  • Programas de incentivos que promueven la adopción de energías renovables

A continuación, se detallan algunas de las principales opciones disponibles para las comunidades de vecinos:

Programas estatales y autonómicos

Tanto a nivel estatal como autonómico, existen programas específicos que ofrecen apoyo financiero para la instalación de placas solares en edificios residenciales.

Estos programas varían según la región.

De modo que es recomendable consultar con los organismos competentes para conocer las convocatorias vigentes y los requisitos específicos.

Si vives en la Comunidad de Madrid, echa un vistazo a esta Subvención anticipada del 80% para rehabilitar tu edificio de Madrid.

Subvenciones municipales

En muchos municipios, se ofrecen subvenciones y ayudas económicas para promover la eficiencia energética y el uso de energías renovables.

Estas subvenciones pueden cubrir una parte significativa de los costes de instalación de placas solares.

Lo que reduce la inversión necesaria por parte de la comunidad de propietarios.

Programas de financiación

Algunas entidades financieras y bancos ofrecen líneas de financiación específicas para proyectos de energías renovables.

Estos préstamos o líneas de crédito pueden ser una opción interesante para aquellas comunidades de propietarios que no dispongan de recursos económicos suficientes para afrontar la inversión inicial.

Algunas empresas instaladoras como Envoltia, ofrecen opciones de financiación a sus clientes. Por lo que vale la pena tenerlo en cuenta antes de elegir una empresa u otra.

 

Incentivos fiscales

En algunos casos, se aplican beneficios fiscales y deducciones en impuestos a aquellos edificios que instalan placas solares.

Estos incentivos pueden incluir la exención o reducción en el impuesto de bienes inmuebles (IBI) por un determinado período de tiempo, lo que supone un alivio financiero adicional para la comunidad de propietarios.

Es importante destacar que estas ayudas y subvenciones están sujetas a convocatorias y plazos específicos, por lo que es necesario estar atentos a las fechas de solicitud y cumplir con todos los requisitos exigidos.

Además, es recomendable contar con el asesoramiento de profesionales especializados en energías renovables.

O consultar directamente con los organismos competentes para obtener información detallada sobre las oportunidades de financiamiento disponibles en cada caso.

Cómo instalar placas solares en una comunidad paso a paso

Estos son los pasos que debes seguir para tener tu instalación de autoconsumo compartido:

  1. Proponerlo en la próxima Junta de Vecinos.
  2. Si los vecinos están de acuerdo, proponer una votación.
  3. Si la votación sale favorable (es decir, está de acuerdo una tercera parte de los vecinos o el 33% de las cuotas de participación), ya podrás contactar con empresas instaladoras (al menos tres).
  4. Estas empresas deberán hacer un estudio y evaluar el coste de la instalación. Valorando aspectos como: la superficie disponible para colocar las placas solares, la cantidad de energía que se desea generar, y los equipos adicionales necesarios, como inversores y baterías.
  5. A continuación se escogerá la más adecuada para realizar la instalación de placas solares en la comunidad, teniendo en cuenta su experiencia, garantías que ofrecen, servicio postventa, etc.
  6. Con un presupuesto ya en firme, la comunidad debe valorar opciones de financiación, formas de pago y posibilidad de acceso a ayudas y subvenciones.
  7. Una vez que todo lo anterior está claro, es el momento de planificar la obra con la empresa instaladora: acordar plazos de ejecución, realizar un esquema de la instalación, decidir cómo se realizará el reparto de energía en la comunidad, solicitar permisos, realizar trámites, valorar si se deben realizar modificaciones estructurales en el edificio, etc.
  8. Con todo listo se procederá a ejecutar la obra en el plazo de tiempo establecido.
  9. Una vez finalizada, la empresa instaladora hará entrega de la documentación técnica, de los manuales de uso y hará las recomendaciones necesarias.
  10. Seguimiento: la empresa debe ofrecer un seguimiento más cercano los primeros meses para realizar ajustes y detectar posibles fallos.
  11. Servicio post venta: una vez finalizada la instalación al completo debes asegurarte de que tu comunidad reciba un servicio permanente de atención rápida y eficaz, por lo que pueda ocurrir.

Ni que decir tiene que la elección de una buena empresa instaladora es fundamental para asegurar el éxito de la instalación.

Debes valorar:

  • La experiencia de la empresa
  • La propuesta técnico económica
  • Las garantías que da a los propietarios
  • Los recursos humanos y técnicos que tiene
  • La situación económica y legal de la empresa

En Envolta tenemos experiencia en instalaciones de autoconsumo fotovoltaico.

Solicita una asesoría gratuita en cualquier momento para que puedas valorar la viabilidad de tu proyecto cuanto antes.

Consideraciones finales y consejos para la instalación de placas solares en comunidades de vecinos

La instalación de placas solares en comunidades de vecinos puede ser una decisión inteligente y sostenible.

A lo largo de este artículo, hemos analizado los beneficios del uso de placas solares, los aspectos legales y técnicos involucrados en el proceso, así como las opciones de financiación, subvenciones y programas de incentivos disponibles.

Para llevar a cabo una instalación exitosa, es fundamental tener en cuenta:

  • Contratar a profesionales especializados: La instalación de placas solares requiere de conocimientos técnicos y experiencia. Es importante buscar empresas o instaladores cualificados que cuenten con experiencia en proyectos similares.
  • Evaluación del espacio disponible: Antes de proceder con la instalación, se debe realizar una evaluación exhaustiva del espacio disponible en el edificio y determinar la orientación y ubicación de las placas solares para garantizar una eficiencia energética óptima.
  • Análisis de la demanda energética: Es fundamental evaluar el consumo energético de la comunidad de vecinos para dimensionar adecuadamente el sistema de placas solares. Esto permitirá calcular la cantidad de paneles necesarios para cubrir la demanda en función de las necesidades energéticas del edificio.
  • Presupuesto y financiación: Es importante realizar un estudio económico detallado que incluya el coste de la instalación, así como los posibles ahorros a largo plazo.
  • Mantenimiento y seguimiento: Una vez instaladas las placas solares, es necesario realizar un mantenimiento periódico para asegurar su correcto funcionamiento y maximizar su vida útil. Esto incluye la limpieza de los paneles y la inspección regular de los componentes del sistema.
  • Informar y educar a los vecinos: Es recomendable llevar a cabo una campaña de concienciación para informar y educar a los vecinos sobre los beneficios de la instalación de placas solares y fomentar la participación activa en el proyecto. Esto puede ayudar a generar un mayor compromiso y apoyo por parte de la comunidad.

¿Tienes dudas?

No importa si eres administrador de fincas o propietarios.

Ponte en contacto ahora con Envoltia y te ayudaremos.

Listado de artículos de la categoría